Liderazgo escolar: un factor clave

Reproduzco acá artículo publicado en el diario La Nación, en el mes de octubre del 2009, sobre un tema de política educativa que cada vez va adquiriendo más centralidad. 

Liderazgo escolar: un factor clave

Gonzalo Muñoz, Jefe de Estudios, Área Educación, Fundación Chile

El liderazgo de los directivos es un valor clave para el mejoramiento de la calidad de la educación. La evidencia internacional es clara y consistente en mostrarnos que i) después de la calidad y trabajo de los docentes, el liderazgo directivo es el segundo factor interno a la escuela que más relevancia tiene en el logro de aprendizajes y que ii) los líderes efectivos (con cierta independencia del contexto) comparten algunas características y prácticas básicas que debemos considerar y potenciar (Leithwood, 2008). En coherencia con esta evidencia, las políticas educativas de los países con mejores resultados han venido haciendo esfuerzos importantes por hacer del liderazgo un motor del mejoramiento educativo (McKinsey, 2007).

Nuestro país tiene hoy una gran oportunidad y un contexto favorable para dar un salto cualitativo en el liderazgo de sus directivos escolares. Primero, porque el Ministerio de Educación, desde hace ya algún tiempo, ha estado dando prioridad creciente a este tema, con recursos y programas específicos orientados a su fortalecimiento. Segundo, porque en el último tiempo en Chile hemos tenido la posibilidad de aprender bastante de la experiencia internacional, lo que por cierto ayuda a elegir los mejores caminos (más que “inventar la rueda”). Finalmente, porque varios actores relevantes han puesto su mirada en este tema, relevando su importancia estratégica y propiciando una discusión sobre los caminos posibles. Sin ir más lejos, la semana recién pasada, fruto de un esfuerzo conjunto de Fundación CAP y Fundación Chile, estuvo en Chile Kenneth Leithwood, profesor de la Universidad de Toronto y uno de los más reconocidos expertos en este tema, compartiendo su experiencia con más mil directivos y docentes.

Aprovechando las lecciones que esta visita nos deja y aprovechando la oportunidad que hoy ofrece la preparación de los programas de educación de las distintas candidaturas presidenciales, importante es tener en cuenta que potenciar el liderazgo en nuestro sistema educativo requiere de medidas y políticas sistémicas, complementarias entre sí.

El primer desafío consiste en discutir cuáles son las responsabilidades que queremos tengan los directores de escuela y alinear sus atribuciones a dichas responsabilidades. Los directores en Chile tienen pocas capacidades de decidir en aspectos relevantes de la gestión escolar. Un segundo paso es hacer de la dirección escolar una función atractiva.

Para eso, deben mejorarse los incentivos para ser directivo (muy débiles en Chile) y potenciarse los sistemas de reclutamiento (avanzando en su eficiencia, transparencia y peso del mérito). Tercer elemento relevante es desarrollar las capacidades de los directivos, tanto en aquellos que ya ejercen estas funciones (formación continua) como en los que están iniciando el camino de la dirección escolar (formación inicial y/o inducción). La formación de directivos debe ser diferenciada según contextos, combinar espacios formales e informales, y considerar la transferencia de experiencia y buenas prácticas de los “mejores directivos”. Un cuarto paso tiene que ver con concentrar a los directores en lo realmente importante. Hay que entregar a los directores las condiciones (por ejemplo, disminuyendo la fuerte carga administrativa de su trabajo) para que puedan dedicar la mayor parte del tiempo a gestionar los procesos institucionales y pedagógicos en sus escuelas y liceos. Finalmente, es necesario entender que fortalecer el liderazgo escolar supone también distribuirlo. Esto implica, al menos, no concentrar los esfuerzos solamente en los directores (los jefes técnicos, UTP, por ejemplo, cumplen una función clave en nuestro país, al coordinar las tareas de enseñanza en las escuelas) y realizar acciones orientadas a identificar tempranamente los liderazgos en los centros escolares para potenciarlos y renovar así esta importante función.

Poner foco en los directivos es un desafío fundamental de esta parte de la reforma, cuyo gran tema consiste en pasar de una etapa de cambios estructurales (como la jornada escolar, el acceso a la educación, el nuevo currículum y el mejor financiamiento) a una donde son sus “actores clave”, entre ellos los directivos, el eje central y los protagonistas principales de los cambios y mejoras.

|

Comentarios

I pay a quick visit each day some websites and websites to read content, except this blog gives feature based posts.
Responder
Hey very nice blog!! Man .. Excellent .. Amazing .. I'll bookmark your site and take the feeds also? I am glad to find a lot of useful info here within the submit, we want develop more techniques in this regard, thank you for sharing. . . . . .
Responder
Because the admin of this web site is working, no doubt very soon it will be famous, due to its feature contents.
Responder
Glad to be one of many visitants on this awesome website :D.
Responder
First off I want to say superb blog! I had a quick question in which I'd like to ask if you do not mind. I was interested to know how you center yourself and clear your thoughts prior to writing. I've had a difficult time clearing my thoughts in getting my thoughts out. I do take pleasure in writing but it just seems like the first 10 to 15 minutes are generally wasted just trying to figure out how to begin. Any ideas or tips? Cheers!
Responder
This paragraph offers clear idea designed for the new people of blogging, that really how to do blogging and site-building.
Responder

Escribe un comentario

¿Quieres usar tu foto? - Inicia tu sesión o Regístrate gratis »
Comentarios de este artículo en RSS

Comentarios recientes

Cerrar